Alimentación saludable

Cómo comer sano en pareja

El amor y el bienestar pueden ir de la mano, descubre cómo pueden empezar juntos una alimentación más sana.

¿Has notado que desde que tienes pareja has subido unos cuantos “kilitos”? Un estudio de la Universidad de Queensland reveló que, al adquirir un compromiso estable, las mujeres tienden a aumentar hasta 10 kilos de peso.

La comodidad, las citas en restaurantes o las “botanitas” que comemos mientras vemos una película en pareja, son algunos puntos que influyen en este aumento, incluso, existen estudios que aseguran que “las parejas felices son las que más tienden a subir de peso”.

¿Entonces debo tener una relación infeliz para mantener mi salud? ¡Claro que no!

Todas las reglas, estadísticas y clichés están para romperse, sobre todo si no le están haciendo bien a tu organismo. Aquí te traemos 4 consejos para comer sano, en pareja y feliz.

  1. Hansel y Gretel saludables: ¿recuerdan la historia de Hansel y Gretel?, aquel cuento en que dos niños son atraídos por una bruja malvada con una casa hecha de golosinas. Ustedes atraerán a su pareja con comida saludable. Coloquen frutas y verduras en lugares visibles de la casa, el hambre nos puede “agarrar” en cualquier momento y es mejor tener a la mano un snack nutritivo.
  2. El pizarrón mágico: compra un pizarrón que puedas colgar en tu casa, ahí puedes llevar el control de lo que tu pareja y tú están consumiendo. Anota los avances, las recompensas y las metas mensuales que tienen. Es una excelente forma para llevar el control y motivarse.
  3. Ojos que no ven, corazón que no siente: deshazte de toda la comida “chatarra” que tengas en casa. Si tu pareja y tú no tienen a la mano los alimentos “basura”, no serán presa de la tentación y pronto se olvidarán de que existen.
  4. Las recompensas: implementa con tu pareja un sistema de recompensas que los motive a seguir con su alimentación saludable. Salidas románticas cada vez que dejen un ingrediente dañino, un viaje de fin de semana a algún lugar cerca de la ciudad cada vez que bajen un “kilito” u otra actividad que disfruten ambos cada vez que se consiga un objetivo. Procura que estas recompensas no impliquen comida, esto motiva tu alimentación y al mismo tiempo crea lazos en tu relación.
  5. Desayunos prácticos: si tú y tu pareja llevan una vida muy acelerada que no les permite planificar su alimentación, creen un sistema a base recetas rápidas y saludables, como un mug cake de avena y fruta, que les den los nutrientes necesarios para el día. Muchas recetas saludables les llevarán el mismo tiempo que ir a comprar algo fuera.

Si ustedes son felices en una relación con grasas, carbohidratos y colesterol, imaginen cómo se sentirán en una relación saludable, balanceada y natural.

Si deseas iniciar una dieta saludable con tu pareja, consulta a nuestra nutrióloga en Tienda Wellzen. Agenda tu cita hoy mismo.